Balance entre el uso y el abuso de opioides

El 26 de octubre de 2017, la crisis de los opioides fue declarada una "emergencia de salud pública" nacional. Desde que sonó la alarma, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) informan que la adicción a los opioides, las sobredosis y las muertes siguen aumentando en los Estados Unidos.  Y las personas mayores no son inmunes.

En la actualidad, los Centros de Medicare y Medicaid (CMS) están ayudando a reducir los riesgos con las nuevas pólizas y alertas de seguridad de medicamentos recetados de la Parte D de Medicare. También apoyan programas de tratamiento de adicciones y alternativas a los opioides. Igual de importante, el CMS está educando activamente tanto a los proveedores como a los pacientes sobre los peligros de los opioides.

¿Qué son los opioides?

Los opioides son medicamentos que alivian el dolor. En pocas palabras, reducen la fuerza de las señales del sentimiento de dolor, que llegan al cerebro. Los médicos los administran para tratar el dolor relacionado con lesiones, trabajos dentales, y cirugías.

Los tipos de opioides analgésicos incluyen:

  • Hidrocodona
  • Oxicodona
  • Morfina
  • Codeína

Los opioides son herramientas útiles para tratar el dolor cuando se toman de la manera correcta. Sin embargo, cuando se usan incorrectamente, pueden provocar dependencia, que luego puede provocar una sobredosis o incluso la muerte accidental.

Los opioides solo deben recetarse después de considerar otras opciones. Los medicamentos menos adictivos, el ejercicio, los masajes o la fisioterapia pueden ser formas menos riesgosas de manejar el dolor.

¿Cómo puedes saber si tienes un problema?

A continuación, se muestran algunos signos comunes:

  • Tomas tus analgésicos en grandes cantidades
  • Tomas esos medicamentos con más frecuencia
  • Anhelas tu próxima dosis, incluso si realmente no la necesitas
  • Obtienes tus pastillas de más de un médico
  • Has estado tomando las pastillas durante mucho tiempo.
  • Duermes demasiado
  • Tienes cambios de buen humor a mal humor.

Si crees que te has vuelto dependiente de los opioides, habla con tu médico.  Es un problema común, así que no te sientas avergonzado. Es un vínculo complicado   entre tú y tus medicamentos. Puedes encontrar ayuda. Notar que puede haber un problema, es el primer paso.

Fuentes: Medicare Going in Right Direction on Opioid Epidemic  Kaiser Health News, 2019; Ongoing Emergencies and Disasters: Opioid Crisis, Centers for Medicare & Medicaid Services  2020; CMS Roadmap: Strategy to Fight the Opioid Crisis  Centers for Medicare & Medicaid Services, 2020; Understanding Drug Use and Addiction  National Institute on Drug Abuse, 2018.
Anonymous